12 may. 2019

Instagram y la diversidad de puntos de vista.

Ya os he comentado en otras ocasiones que desde que estoy en Instagram, aún no hace dos años, a menudo me divierto, a veces me indigno y casi siempre me sorprendo con las peculiariedades de ese ecosistema tan especial y para mí aún lo hace más interesante el cómo va evolucionando con el tiempo. Instagram es un "ecosistema" en constante cambio, lo que ayer era "lo más" hoy ya no interesa, de lo que todo el mundo quería hoy nadie se acuerda, la moda de hace diez minutos hoy es lo peor... y a mi esto me fascina porque me hace reflexionar sobre muchas cosas.

Uno de los objetos de mis últimas reflexiones, que se pueden aplicar a Instagram y a otras redes o incluso a la vida fuera de la www, es si gracias a la facilidad de bloquear a personas, hacer unfollows o simplemente a criticar sin piedad (o directamente atacar)  bajo un cierto anonimato todo lo que no coincide con nuestro pensamiento o creencias, ¿no nos estamos empobreciendo?, ¿no nos estamos autolimitando?, ¿no estamos perdiendo pensamiento crítico?...porque eso es caldo de cultivo para que nos controlen y dominen, para no tener pensamiento propio y para dejarnos llevar.

¿Coincidís conmigo?


Yo en Instagram sigo básicamente a cuentas de cosmética, porque sobre ese tema trata mi perfil y aunque también sigo a unas algunas cuentas de diversas temáticas, bien como fuentes de información bien por simple diversión o interés, el 95% de las cuentas que sigo están relacionadas con la belleza, cosmética, etc.

Aunque sabéis que mis preferencias en este mundillo cosmético se inclinan por la cosmética natural y asiática yo no limito mi interés sólo a esos dos temas concretos, así que sigo cuentas de lo más variopinto: sobre maquillaje (para lo que soy una negada absoluta), medicina estética (en mi vida me he hecho nada más invasivo que una limpieza facial), nutrición (ni comento de esto porque fliparíais), cuentas para personas con rizos (tengo el pelo liso como un pincel), cuentas veganas radicales (como de todo, con placer y sin remordimientos)... vamos, de muchas cosas, simplemente por curiosidad, interés y también por no ver y leer siempre lo mismo porque me parece aburrídísimo

Por todo lo dicho me llaman muchísimo la atención las personas que dejan de seguir a alguien porque no coincide completamente con su pensamiento o creencias. Yo no dejaría de seguir a una vegana porque yo sea omnívora sino porque me deje de interesar lo que publique o ya no me aporte nada, pero a mi sí me han dejado de seguir porque no utilizo únicamente cosméticos "libres de crueldad", ojo, no porque haya dicho alguna vez que esa opción me parece absurda (que no lo he hecho ni lo pienso), no porque haya abogado porque se empleen animales por probar cosméticos (que tampoco), no, sino simplemente porque no uso exclusivamente cosmética con el sello cruelty free.

Insisto, dejando aparte que alguien pueda ser ofensiva para tus creencias (entonces de acuerdo: unfollow o bloqueo y a correr) no entiendo ese tipo de actitudes y seamos sinceros, ser ofensivo en cosmética con las creencias profundas de alguien es complicado, esto no es política, religión o ni siquiera deporte, ¡por favor, que es algo tan banal qué productos uso para verme mejor y cuidarme!, ¡que no vamos a salvar el mundo!.

Una de las cosas que más estoy viendo últimamente es la creación de "sectas" (por favor, no lo tomemos literalmente, tiene un punto irónico) y me refiero a esos grupos que, generalmente con bastante soberbia e incluso un punto de mala leche, defienden su superioridad de conocimiento sobre el resto de la humanidad instagramera.

Las sectas se retroalimentan, siempre se nombran los mismos unos a otros como gurús del conocimiento y garantes de la verdad, el resto del mundo queda fuera, a fin de cuentas son unos ignorantes sin la formación universitaria necesaria para saber de lo que hablan o el resto del mundo son personas que no están al tanto de las conspiraciones y la verdad escondida tras lo que nos quiere ocultar el sistema... Como veis me refiero a dos polos opuestos, porque hay sectas de todo color y enfoque, pero todas las que me he encontrado coinciden en lo básico: ellos están en posesión de la verdad y cuando leen a los "contrarios" es para poder atacarlos o ridiculizarlos mejor.

De verdad, esto me mata de pereza y a veces me pone de muy mal humor: insisto, yo sigo a quien me apetece porque me interesa por un motivo u otro, sigo incluso a algunos integrantes de sectas porque entre la paja de la soberbia o incluso de estupideces varias, puedes encontrar granos bien gordos de información interesante que me resultan de utilidad, además yo no tengo ningún problema en cambiar de opinión si me convencen, ¡y lo hago!, en mi vida real y de redes siempre he reivindicado mi derecho a cambiar de opinión cuando me da la gana, y me parece enriquecedor.

¿Por qué entonces hay tantas personas que sólo conectan con quienes coinciden completamente con su pensamiento o modo de ver la vida?, ¿son consciente de que se están auto engañando?, ¿no nos estamos creando nuestra propia Arcadia feliz en la que todo es como nos gusta?, a fin de cuentas las redes sociales son un gran reflejo de nuestra sociedad fuera de la red y creo que con estos comportamientos, como decía al inicio, nos convertimos en carne de cañón para que nos manipulen, al perder capacidad de pensamiento crítico, al no poder intercambiar opiniones sin tener la piel más fina que una oblea de arroz, al creer que estamos en posesión de la verdad y al pensar que los demás se equivocan y no podemos aprender nada de ellos.

Esta vez, más que nunca, me encantaría conocer vuestra opinión al respecto, sea en los comentarios de este post o a través de Instagram.



21 comentarios:

  1. Me encantan este tipo de post (y lo sabes).
    En Instagram sigo muchas cuentas de belleza, pero también tengo otros intereses (como en la vida real) y por eso también sigo cuentas de estilo de vida saludable, lectura, etc.
    Con respecto a dejar de seguir a alguien porque no piense como tú, me parece de una inmadurez supina. También en la vida real, la gente (al menos la gente que yo conozco y me parecen personas con un equilibrio mental normal) tiene amigos de izquierdas, de derechas, religiosos, ateos, veganos, omnívoros... ¿en serio voy a dejar de seguir a alguien porque no piense como yo en algo? ¡De verdad que parecemos niños pequeños!
    Al contrario, cuando alguien a quien sigo (y sobre todo si le tengo cierto aprecio, porque si no por lo general ni me molesto) plantea algo con lo que no estoy de acuerdo, intento discutirlo o dejarle mi opinión de una manera educada porque pienso que eso me enriquece (no porque piense que necesariamente tengo la razón) y mejora mi relación con la persona.
    ¡Un besito y feliz domingo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sabía que te iba a interesar y sabía que íbamos a coincidir. Ciertamente esta sociedad está cada vez más infatilizada...mira, el otro día me pasó hasta en una reunión de trabajo en la que a uno sólo le faltó decir "si no hacéis lo que yo digo dejo de respirar", me daría risa si no fuera tan triste.
      Besitos, ciao

      Eliminar
  2. Supongo que es como la vida misma. Yo apenas uso IG, pero sí FB y para bloquear a alguien la cosa debe rozar lo denunciable (acoso). Me encanta debatir, pregunto sus motivos a gente opuesta y, si saben argumentar, les leo y lo pienso. De la gente que solo insulta paso.

    Sigo infinidad de temas y prefiero ser quien aprende que quien enseña.

    Dicho esto, me da la impresión de que IG reúne a los usuarios con menor tolerancia a la frustración de todas las redes sociales, y mira que es complicado superar al face.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No uso Facebook así que no puedo comparar pero veo gente en Instagram con la piel finísima, mucho más que por ejemplo en Twitter o en la vida real
      Ciao!

      Eliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  4. No me había parado a pensarlo!!! ja ja ja, para mi esto es una diversión y quizá porque tengo más años que el resto también veo un montón de tonterías!!!! Lo de las «sectas instagrameras» me ha dejado a cuadros, ja ja ja


    Besos

    ResponderEliminar
  5. Me gusta este post y la reflexión.
    Como tú, tengo muchos intereses, y no sigo una cuenta porque piense igual que yo, sino proque me aporte algo interesante, porque me haga ver un ángulo muerto que a mí se me escape, porque me dé curiosidad, porque me entretenga, me divierta, o incluso rete mis creencias o mi forma de entender ciertas cosas y me haga darle una vuelta.
    Dejo de seguir a gente cuando ya no siento que me aporten, o cuando es alguien que no conozco y me paso el día viendo fotos de su bebé o de su pareja, o queja, tars queja, drama tras drama. Me aburro, lo siento, lo respeto, pero me aburro. Y lo que me aburre, va fuera. Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y haces muy bien, si te aburre para qué seguirlo...con la de pefiles que hay para elegir y lo limitado que es el tiempo 😂
      Besos, ciao!

      Eliminar
  6. A mi últimamente las redes sociales me tienen un poco de mal humor...Hay mucha falsedad.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso de siempre, hay mucho postureo y mucha superficialidad...pero también hay gente muy maja y cosas interesantes, quédate con lo bueno 😉
      Besos, ciao!

      Eliminar
  7. Cuanta razón tienes! Últimamente estoy “desanimada” por esto mismo, veo mucha hipocresía y tontería dentro de instagram, y pienso: menuda sociedad, es el reflejo. Justamente el otro día me empezó a seguir una chica de estas “instagramers” (me imagino porqué yo también la seguía) y a los días público unas historias que decían algo como: que solamente había que seguir las IG que te aportaban cosas, y me dejo de seguir. Y yo me pregunto: ¿entonces hace 4 días yo te aportaba y ahora ya no? Jajaja la verdad que me hizo mucha gracia, imagino que solo le importaba ganar seguidores... en fin. Son chorradas pero cansan.

    (Soy cosmeeco en IG)
    Besitos bonita!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Evidentemente son cosechadores de seguidores o likes y dan mucha, mucha pereza...pero tu quédate con lo bueno y lo que te gusta.
      Besitos, ciao

      Eliminar
  8. Pues sí !,como en la vida misma hay muchos intereses, yo también sigo cuentas varias ,aunque la mayoría son de cosmética y maquillaje, también alguna de pelos rizados jajajaja, me ha hecho mucha gracia eso. Te doy toda la razón, con eso de no dar la cara, la gente hace muchas tonterías, es muy penoso eso de seguir para que me sigas o seguir y dejar de seguir ,tres veces por semana, ya cansa tanta tontería. Que te dejen de seguir por tus creencias u opiniones me parece otra chorrada muy grande, muy infantil sí y otras prácticas me parecen lamentables, pero ya te digo, creo que tanto las redes sociales como con los whatsapp ,algunas personas se vuelven impersonales, porque no dan la cara, les da igual!, es muy triste.
    Pero yo me quedo con lo bueno y es que os he conocido a todas vosotras, cada una con su manera de pensar, cada una con sus creencias y me encantáis os he cogido mucho cariño, no todo iba a ser malo!!
    Un besoo guapaa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro!!, hay cosas estupendas y con eso me quedo...pero reconoce que nos conocimos por el blog y no por IG y creo que el mundo blogger es menos de postureo y tontería, al menos ahora que vamos quedando la " irreductible aldea gala" nada más 🤣
      Besos, ciao

      Eliminar
  9. Cómo ya sabes sigo cuentas de todo tipo que me aporte conocimiento, ya sea de nutrición, viajes etc..
    Pero si que tengo que decir que cada vez hay menos respeto e incluso gente que tiene la piel muy fina por todo, ya apenas puedes hablar de un tema sin que salte alguien y conconteste con mala leche. En Facebook es increíble yo que estoy en grupos de historia antigua ni te imaginas por un error de fechas al que ha publicado la entrada le llaman de todo, y para mi es una vergüenza tener que ver ésto en temas serios.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es la maldita impunidad del anonimato, cobardes infantiles.
      Hala, a gusto me he quedado, jaja
      Ciao!!

      Eliminar
  10. A mi me aburre ya tanto el tema... la verdad que soy feliz de seguir a gente que tiene gustos muy variados, siempre pensé que conversar con personas que no piensan igual que tu, con respeto, hace que ambos puntos de vista se enriquezcan. Pero es verdad que en el tema cosmético últimamente hay tantos ataques que me cansa el tema, parece el patio de un colegio, en serio...

    Por eso intento ir a mi bola, no demonizar con nada, hablar sobre lo que me gusta, y si, bloqueo, tengo el dedo muy flojo para bloquear perfiles que juegan a te sigo y te dejo de seguir o similares, pero nunca porque piensen distinto a mi.

    ¡Un besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Coincidimos mucho :D Yo también soy de dedo veloz para bloquear pero nunca por diversidad de opiniones, siempre por pesadez de follow unfollow o quienes sólo te siguen para un sorteo y luego se volatilizan a los diez minutos de la resolución.
      Ciao bonica, un beso

      Eliminar
  11. Yo sigo sin creterio fijo y porque esa cuenta o quien está detras de ella me trasmite, me inspira o por mero apoyo o agradecimiento... hay cuentas que ni fú ni fá pero mi trato es personal por md y es de educación seguidla. Sigo incluso a cuentas que me dejaron de seguir por el motivo que fuera... y tambien bloqueo y doy u follows sobre todo si abusan de mi confianza o me timan por tonta. Sí este ecosistema es muy peculiar y da para muchos debates 😝

    ResponderEliminar
  12. Yo voy "muy mucho" a mi rollo, aunque mi parte de ciencias sale a la palestra cuando sacas un producto y ya no preguntan di funciona sino, ¿siliconas?¿sulfatos?¿parabenos?.....

    ResponderEliminar

Espero con ilusión tu comentario, lo leeré encantada y siempre intentaré responderte.
Si quieres que visite tu blog dímelo, puedo acceder por tu perfil, pero por favor no pongas links porque esos comentarios tendré que borrarlos. ¡Gracias!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...